Pink Flamingos (1972) – John Waters

Por Dirty Pants

Si hay una escena antológica en la filmografía de John Waters, es ésta de Pink Flamingos, primera entrega de su controvertida Trilogía Basura que continuaría con Female Trouble (1974) y Desperate Living (1977). En ella, el personaje principal Babs Johnson, encarnada por Divine, actor/actriz fetiche del cineasta de Baltimore, ingiere los excrementos recién defecados por un perro como ostentación de su título de “persona más guarra del mundo”. Podrán encontrar el fragmento en cuestión a partir del minuto 8:48. Esta escena, junto a otras donde se representaban actos considerados tabú en nuestra sociedad bienpensante, le valió al largometraje la calificación NC-17 de la MPAA. Paralelamente al “Nuevo Hollywood” de Scorsese, Coppola, Bogdanovich y compañía, Waters sí que se atrevió a cuestionar, dejando a un lado el cine porno, qué se podía y qué no se podía mostrar en una película.

5 comentarios to “Pink Flamingos (1972) – John Waters”

  1. Luke Shitecrap Says:

    Yo, que tanta mierda he comido, no he sido nunca
    Aquel en cuyo abrazo desfallecía (*place your name here)

  2. Dirty Pants Says:

    En tu puerta me cagué
    Creyendo que me querías.
    Ahora ya que no me quieres,
    Dame la mierda, que es mía.

  3. orto l'ano Says:

    A Waters tampoco lo trash le duró mucho.

  4. Dirty Pants Says:

    Ciertamente. “Hairspray” (1988) fue el punto de inflexión en su carrera. Su película anterior, “Polyester” (1981), rindió un singular a William Castle con el sistema Odorama. El espectador entraba en la sala con una cartulina que contenía unos círculos numerados del 1 al 10. Durante la proyección, iban apareciendo en la pantalla los susodichos números cada vez que aparecía un elemento susceptible, siempre a juicio de Waters, de ser olido. El espectador rascaba la cifra y se deleitaba con el aroma. ¡Yo aún conservo mi cartulina!

  5. My Name Is Legion Says:

    […] fermentar un gran recipiente de orina humana y cagajones de caballo con mucha mierda cristiana [para] con aquella destilación sagrada [dar] de beber a los reyes y grandes príncipes.

    Rabelais
    Gargantúa y Pantagruel (Libro V, XXII)
    Trad. A. Rocha

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: